Con esta solución, se ha observado una enorme reducción del tiempo de planificación y de programación de las líneas, un 80% inferior al que se necesitaba antes. También se ha aumentado la dimensión de cada producción, optimizando nuestras instalaciones y reduciendo los costes. Por último, hemos observado una disminución significativa de las rupturas, sobre todo en períodos de alta producción, un factor que se debe tener en cuenta ya que nuestra producción es muy cíclica y se duplica durante el verano.